Publicado a mediados de la década de los 60 del siglo pasado, El arte como oficio, es considerado como uno de los grandes ensayos del diseñador italiano Bruno Munari. El libro intenta explicar la importancia de los nuevos diseñadores y artistas gráficos en relación con el arte y con la experiencia personal en nuestra vida cotidiana. Munari consigue que nos demos cuenta del mundo que nos rodea al tiempo que pone en valor el trabajo de diseñadores industriales y diseñadores gráficos que son, al fin y al cabo, los grandes responsables de la creación de objetos funcionales y estéticos.

El libro contiene numerosos ejemplos y referencias de nuestra vida diaria que nos invitan a detenernos y pensar en todas las formas que nos rodean, desde la tipografía impresa en un objeto, hasta la versatilidad de diferentes materiales, pasando por enseñarnos (de nuevo) el valor de una simple cuchara o de unos palillos orientales.

Bruno Munari murió en septiembre de 1998 a los 90 años de edad. Es considerado uno de los grandes exponentes de l diseño gráfico e industrial del siglo XX. Sus aportaciones en las artes visuales como la pintura, todas las ramas del diseño gráfico o el cine, han sido fundamentales. Aparte de diseñador y escritor, también fue un destacado poeta y escultor. Fue uno de los precursores del desarrollo de la creatividad y la fantasía por medio de los juegos.

Puedes comprar este libro en La casa del libro.